viernes, 11 de marzo de 2016

<<¡Pablo, soberbio!>>, dijo la Soberbia

El Sr. Felipe González pasará a la Historia como el Presidente que inició algunos de los mejores logros de nuestra chunga Democracia, pero también como máximo referente del partido que hizo capitular la Socialdemocracia hacia un decepcionante Socio-liberalismo bastante afín al pensamiento económico del conservadurismo ‘egggpañol’ y europeo. Y también como la máxima autoridad política de una época turbia en la que se cometió terrorismo de Estado, por mucho que nos duela a todos y por mucho que los socialistas abucheen a quien lo recuerda, sencillamente porque fue durante su gestión.

La última es que Podemos está dividido entre los partidarios de Errejón y los de Iglesias (¿¿¿WTF???). Ahora, por lo visto, Podemos es la Casa de los Borgia, y en Madrid están peor que el PSOE que montó una gestora cuando no le gustaron las primarias que dieron vencedor a Tomás Gómez, con el consiguiente pifostio que se montó con los militantes indignados por la decisión post-parto. En Podemos eso no es tan raro, porque es "el partido de los indignados". Badumm...psss.

Cuando Donald Trump y Ted Cruz se acuchillan en las primarias del Partido Republicano, nadie habla de crisis interna. Quizás porque no saben quiénes son. Pero habría que aprender más de los norteamericanos, que no cuestionan sus proyectos generales por mucha discrepancia pública que haya. Y en cuanto a las dimisiones, normal que en este país escandalice, teniendo en cuenta que en el PPSOE (actualmente C'SOE y próximamente C'PPSOE) solo se dimite cuando tienen la soga al cuello, si acaso. Pero resulta que estos perroflautas que ahora representan a unos cuantos millones de personas, no tienen problema en dimitir, porque no están aquí para chupar del bote, y si así fuera, se tienen que rebajar el sueldo a tres salarios mínimos, así que tampoco se iban a hacer ricos, salvo que vivan con sus padres y puedan ahorrar.

Y claro, la secuencia que nos cuentan es la siguiente: el PSOE hace un pacto progresista avalado por las bases (risas de fondo), Podemos vota con el PP para que siga Rajoy y decepciona a sus votantes, encima Pablo insulta a los socialistas con una enorme soberbia y sobreactuación, Carmena apoya el pacto PSOE-C's y ahora, of course, en Podemos hay crisis debido a la actitud del líder en el Congreso y a la deriva del partido.

Hombre, es cierto que Pablito es un poco sobrado y gallito, lo cual sienta fatal a cualquier español porque, como es bien sabido a lo largo y ancho de este mundo, en España somos todos muy humildes. Sobre todo la vieja guardia de los viejos partidos políticos, que a menudo han dado ejemplo de humildad y autocrítica. Como todos sabemos, Aznar pidió perdón por meternos en una guerra ilegal. Dijo: <<Es que me hacía ilusión salir en las Azores>>, y también rectificó por intentar colárnosla con lo de que el 11M era cosa de ETA. Es lo que tiene ser del PP, son feligreses del 'TodoesETAismo'.

Pero más gracioso aún es lo del PSOE. Ahora resulta que la vergüenza nacional de los GAL no ocurrió, y que es un insulto recordar que durante su gestión hubo paramilitares que pusieron al Estado a la altura de los terroristas, innaugurando dicho escándalo con el entierro de dos asesinados cubiertos de CAL VIVA... ¡Ay, que he dicho las palabras prohibidas! Qué insolente este Pablo, y qué soberbio que nos tutuea... ¿quién se ha creído que es? ¡Si acaba de llegar!

Los socialistas quieren liderar 'el cambio' sin que les tosan y tratándoles de usted. Y sin autocrítica. <<Bueno, ya quitamos a Rubalcaba y pusimos a Sánchez, que aunque tiene un timbre de voz raro, es más joven y guapo>>, dirán. Y ahora han hecho un pacto con el yerno favorito, firmado más o menos a la vez que hacían el paripé con los partidos de izquierda para poder decir: <<Lo intentamos, pero Podemos no quiso>>. Porque IU, Compromís o PNV sí quisieron, ¿verdad? ¿Acaso no se han dado cuenta de que NADIE -bueno, los canarios sí- ha apoyado su propuesta en el Congreso?

Pues debe ser que no, porque ahora se reafirman en el pacto de cara a las nuevas 'negociaciones'. Mucho negocio no van a sacar si siguen pensando que pueden ganarse el voto a favor por parte de otras fuerzas sin siquiera sentarse a discutir las propuestas que les ponen encima de la mesa.

Y mira que le han reprochado a Iglesias que pidiera la Vicepresidencia y ministerios y tal... y ahora dice Pedro Sánchez que el Gobierno no puede ser monocolor. BRAVÍSIMO. Como veamos a Rivera de vicepresidente, la "Maldita Hemeroteca" de Ana Pastor va a tener chicha para rato.

Mientras tanto, el líder de C's continúa con paso firme acercando a Rajoy (o al PP, al menos) al pacto de la Gran Coalición, demostrando su enorme compromiso con 'el cambio'. Y los socialistas seguirán creyéndose portadores de la Vara de la Izquierda, cuando no son más que seguidores del Felipismo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario